Los últimos días de rabia y negación de Trump.