El Partido Trump representa a una minoría de clase trabajadora desafiante y abrumadoramente blanca, es un regalo a los Demócratas.